Familiares dan el último adiós a Flor Silvestre con mariachis y banda.

968

NACIONAL.- Al compás de «Albur de amor» y «Tristes recuerdos», la familia Aguilar se dirigió a la capilla ubicada en el rancho «El Soyate» en Zacatecas, en donde se llevó acabo la misa de cuerpo presente para despedir a la que fue la última pareja de Antonio Aguilar, Doña Flor Silvestre.

Alrededor de 3.2 millones de espectadores siguieron la ceremonia transmitida a través de Facebook Live que su hijo Pepe Aguilar compartió con el público de la fallecida cantante y actriz.

Más de una hora duró la celebración religiosa con la presencia de los hijos mayores de Doña Flor: Dalia Inés, Francisco y Marcela Rubiales Jiménez, unidos con sus hermanos menores Toño Jr., y Pepe Aguilar Jiménez, además de nietos y nietas como los cantantes Ángela y Leonardo Aguilar, nueras y además familiares así como amigos muy cercanos.

Tras la bendición del féretro, que fue colocado en el mausoleo de «El Soyate», Pepe Aguilar , hijo de la cantante, tomó el micrófono para hablar en nombre de su familia. “Mi madre para mí no se va. Mi madre al contrario, se expandió. Este fue su vehículo –la muerte-, y ahora está en todos lados. En el momento que yo quiera, en el segundo que se me antoje, puedo cerrar los ojos y verla. Por fin se te hizo llegar con tu rorro, aquel ya está dando brincos de felicidad. Llevaba 13 años y medio solo y ya llegó su compañera”, expresó con voz entrecortada.

Previo a que fuera colocado el féretro al mausoleo, todos sus hijos y nietos se reunieron para darle el último adiós a Flor Silvestre, quien yace ahora junto a los restos de su esposo Antonio Aguilar mejor conocido como «El Charro de México».

COMENTA CON FACEBOOK

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here