Yuriria, Guanajuato; Candil de la calle, oscuridad de su casa.

2578
Foto: Jorge Guzmán Martínez.

Por: Jorge Guzmán Martínez.

Como ya, desde hace varios años, se está celebrando en la ciudad de Acapulco, Guerrero la edición número 44 del Tianguis Turístico, mismo que tiene como objetivo la comercialización y la variedad de productos turísticos que se ofrecen a diferentes inversionistas interesados en el área del turismo en México.

En el caso de Yuriria, participa con un stand dentro de los pueblos mágicos del estado de Guanajuato, sin embargo, ¿estamos al nivel de ofrecer un producto de calidad a nuestros visitantes? La respuesta es no, pudiendo resumir todo en el refrán popular: Candil de la calle, oscuridad de su casa.

Meses anteriores, un estudió demostró cifras alarmantes en las cuales los niveles de pobreza en el municipio arrojaban cifras muy altas y preocupantes en el municipio. Por otro lado, los crecientes niveles de inseguridad han vulnerado la tranquilidad de los habitantes y por ende de los posibles visitantes que, a través de los medios de comunicación se dan por enterados de los múltiples homicidios dolosos que se han suscitado en la ciudad y en los alrededores.

Además, el amiguismo e influyentismo de las autoridades municipales han provocado que sean pocos los beneficiados de las bajas cifras de turismo con el que cuenta el municipio. Artesanos, prestadores de bienes y servicios son escogidos por su cercanía con las autoridades municipales y no por su capacidad de creación e innovación en su oferta. El gobierno ha creado su propio monopolio; si no estás conmigo, estás contra mí.

Eventos tradicionales que han sido emblemas del municipio, han sido dejados en el olvido por la necedad de un alcalde con una visión irreal de lo que puede ser un verdadero detonante turístico y no una parodia de las cosas más absurdas e irreverentes de las que hemos sido testigo en Yuriria. Y vaya que han sido muchas.

Los pocos visitantes que acuden al municipio se van decepcionados por la baja oferta de actividades que pueden realizar debido a que no existen o los pocos lugares han cerrado por inseguridad o bajas ventas, sumado a la incompetencia de policías y agentes de tránsito que con tal de obtener una tajada se aprovechan de los visitantes.

Si deseamos trabajar y hacer de Yuriria una potencia turística, debemos empezar por limpiar la casa, por crear ofertas turísticas que con prueba y error lograremos ver si resultan efectivas o si hay que mejorar. Capacitar a nuestros restauranteros y hoteleros, descontaminar nuestros lagos, mejorar las vías de acceso a lugares turísticos y sobre todo involucrar a nuestra sociedad para que, a través de esto puedan mejorar su calidad de vida.

COMENTA CON FACEBOOK

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here